Sunday, December 31, 2006

Nik Roope: Meet Mr. Hulger

Un auricular retro de Hulger, una de las múltiples ocupaciones de Nik Roope.

No se me ocurre mejor forma de acabar el año que con una entrevista a mi admirado Nicolas Roope. Director creativo de la agencia Poke y creador de los teléfonos Hulger, es además responsable de algunas de las aplicaciones que, sin saber que eran obra suya, han llamado nuestra atención a lo largo de este 2006 que ahora termina, como Global Rich List.

Junto a estos brillantes trabajos no comerciales, hay que destacar su labor como director creativo de Poke, una agencia creativa que cuenta con clientes como Topshop, Orange, Yahoo, American Express RED o Alexander McQueen. Por si eso fuera poco, también colabora de manera habitual con otra de nuestras referencias del mundillo, Mother. De hecho, Poke firma el site de la agencia de Mark Waites.
Nicolas Roope, con una amabilidad propia del espíritu navideño, nos contesta a un montón de preguntas (según él “no tan fáciles”) durante las 15 horas de un vuelo a Argentina. Y aunque suponemos que las alternativas en aquel momento tampoco eran mucho más atractivas, le agradecemos el esfuerzo.

Empezaste tu actividad en el colectivo Antirom, que fue la semilla para muchos estudios, Tomato, por ejemplo está entre los más conocidos, y para el desarrollo de instituciones como la Universidad de Westminster, el Royal College of Art de Londres o Fabrica en Italia. ¿Cómo era esta escena digital primigenia de Londres? Y, ¿cómo afectó esta experiencia a tu trabajo actual?
De esto han pasado ya más de diez años, lo cual resulta bastante inquietante. Eran unos tiempos muy interesantes, pero no recuerdo que sucedieran tantas cosas que me interesaran. Todo lo que había que hacer era utilizar ordenadores e inmediatamente generabas interés a cuenta de la euforia que había alrededor de cualquier cosa etiquetada como ‘multimedia’. Creo que Antirom era diferente a la mayoría porque éramos muy cínicos sobre el área a la que nos dedicábamos, debatíamos, investigábamos. Parecía como que todo el mundo ya había decidido de qué iba y para qué servía ese nuevo medio sin dedicarle siquiera tiempo a jugar con él o investigar su naturaleza. Antirom era una serie de bocetos, de ensayos, que desafiaban este status quo reduciéndolo todo a sus elementos más simples y luego experimentando con estos a ver qué sucedía. Era una forma de aprender sobre el medio, y debido a nuestra metodología, los intereses y superposiciones con el arte, la escritura y la música ajenas a la escena digital, crearon un producto muy sensual en lugar de un árido estudio académico.

Como agencia creativa, ¿cómo resumirías la filosofía de Poke? En tu opinión, ¿qué encargo (y me refiero al trabajo comercial) constituye la quintaesencia del estilo de la agencia?
Esta es una pregunta difícil. Si pudiera contar Hulger, cuyo lanzamiento y evolución hemos seguido muy de cerca desde aquí. ¿Cómo surgió la idea de estos dispositivos? Leí que al principio fue una especie de experimento pero actualmente ya habéis lanzado cuatro modelos distintos…
Fue otra idea que me vino a la cabeza. Tengo muchas pero la mayoría son demasiado ambiguas como para hacerlas realidad así que se quedan en fantasías. La idea de Hulger, a diferencia de las otras, me pareció algo que podría realizar en pequeños y manejables pasos, cada uno de los cuales llevó el proyecto a un nuevo nivel. Empecé haciendo prototipos y vendiéndolos en eBay. Entonces la prensa empezó a interesarse y, de repente, este hobby se estaba haciendo famoso. Pensé que era el momento de hacer algo al respecto antes de que otro se me adelantara. Tenía un site sencillo donde mostraba los modelos, así que puse un anuncio pidiendo a fabricantes, distribuidores y tiendas que se pusieran en contacto conmigo si pensaban que podrían serme de ayuda. Efectivamente, todos los eslabones de la cadena encajaron, así que de repente me encontré con los planos en CAD, un préstamo bancario y un encargo de 10.000 unidades.
Salimos el 1 de junio de 2005 con el P*PHONE, y luego hemos lanzado cuatro líneas más. Vendemos en más de 25 países en algunas de las boutiques más selectas e innovadoras. Además hemos hecho colaboraciones con artistas, diseñadores y marcas de lujo. Incluso tenemos alguna celebrity como cliente, como la Reina de Luxemburgo, Jackie Chan y Jodie Kidd.

El proyecto Hulger dio un gran paso cuando creastéis el concurso Hulgerisation, para promover concept design en productos electrónicos, firmados por estudiantes, bajo la marca Hulger. Creo que la iniciativa lleva la idea de simplemente diseñar dispositivos cool, un paso más allá, a pensar realmente en la tecnología y sus posibles usos futuros. ¿Cómo fue el desarrollo del proyecto?

Hulgerisation fue un proyecto que funcionó muy bien. Me invitó el jefe de los estudios de diseño de producto de Saint Martins a proponer un proyecto para los estudiantes de último curso. Durante un tiempo pensé que la filosofía Hulger debía significar que podíamos tocar tecnologías diferentes a los teléfonos, en el sentido de que los problemas que veía en estos aparatos, de hecho, estaban en el resto de productos de la electrónica de consumo. Aunque tenía mucha confianza en ello, también sé que hubiera sido un error empezar a diversificar en un estadio tan temprano del proyecto porque sé lo importante que es centrarse y ser muy claro con los consumidores sobre de qué hablas y qué sostienes. Así que el encargo para los estudiantes nos permitía sugerir cómo nuestro enfoque podría transformar otros dispositivos sin tener que pasar por el doloroso y caro proceso de producción. Comunicaba el potencia de Hulger de una forma muy interesante porque algunas de las ideas y sus respectivas realizaciones era realmente atractivas. Atraímos mucho tráfico y la atención de los medios, asegurándonos de que este mensaje tan útil llegaba. No hemos llegado a producir ninguna de las ideas pero puede que co-desarrollemos una o dos dentro de un tiempo.

Encontré superdivertidas esas fotos tuyas promocionando Hulger en una piscina. Me recordó a una versión amable, elegante y sin demandas por acoso sexual, de Dov Charney (de American Apparel). ¿Qué opinas de esta visibilidad? En esta comunicación basada en celebrities que nos invade…
Mmm. La verdad es que no estoy muy contento con la sesión. Debía parecer irónico pero creo que salí demasiado convincente en mi papel. El camino de las celebrities es realmente una vía de comunicación a explorar, aunque creo que es peligrosa. Lo último en lo que uno quiere pensar es en cómo tu comportamiento va a afectar a la marca. No sé si te acuerdas del tipo de Remington en aquel anuncio que decía “¡Me gustó tanto el producto que tuve que comprar la compañía!”. En fin, era horrible.

En Poke habéis creado otra producción no comercial. Uno de mis proyectos favoritos es Global Rich List, que ya has mencionado antes. Creo que es una forma muy precisa de describir las grandes diferencias de este mundo. ¿Cuál era tu idea al crear esta aplicación?
Es muy sencillo. Estaba pensando sobre como las listas de ricos del Times y la revista Forbes me hacen sentir muy envioso, pobre, asqueado y con una imagen distorsionada del mundo. Aún así sabemos lo ricos que somos en occidente en comparación con muchos otros países. Es una especie de enfermedad que tenemos en el mundo occidental donde sólo podemos mirar hacia arriba, lo cual nos hace sentir pobres e insignificantes, nada más lejos de la realidad. La idea llegó como una cura para mi propia percepción ditorsionada y luego fue creciendo en algo que podría convertirse en una aplicación más amplia. Este año hemos tenido un millón de visitas, así que todavía sigue haciéndose fuerte tres años después de que lo lanzáramos. En un primer momento le llamamos una aplicación viral, pero en realidad es un punto de referencia o una herramienta que siempre será pertinente y que siempre encontrará la forma de colarse en las conversaciones. No hay ni que decir que hay que rediseñarla y actualizar los datos periódicamente.

¿No es un poco frívolo hablar de pobreza mientras los dos estamos sentados cómodamente escribiendo esto y enviándonos correos?
Precisamente, el objetivo era llamar la atención sobre lo ridículo que es quejarnos sobre nuestras vidas cuando por tener una cama y un techo sobre nuestras cabezas nos hace ser afortunados. De hecho, tener un ordenador nos coloca en el 3% de arriba. Aunque la forma como tratamos el asunto era intencionadamente ligera. Ya apenas nos sensibilizan las imágenes de sufrimiento así que no ayuda mucho desanimar de esa forma. Era del todo intencionado que se percibiera como un juego o algo divertido de manera que la gente bajara la guardia haciendo mayor el impacto de descubrir su propia posición.

También creastéis el TeaBuddy, una especie ‘aplicación online para la gestión de teteras’. La verdad es que pensé que era todo una broma sobre las redes sociales, la web 2.0 y todo eso hasta que leí que te entrevistaban en PSFK al respecto y en relación al debate sobre ‘utilidades esponsorizadas’ (branded utilities). ¿De qué iba exactamente TeaBuddy? Y ya que ha salido a colación, ¿cuál es tu posición en este debate de crear aplicaciones esponsorizadas como una forma útil y no agresiva de publicidad?
He estado el suficiente tiempo en este negocio como para volverme bastante inmune a este tipo de tendencias de corto recorrido. Hay algunos desarrollos interesantes y por lo que yo entiendo hay beneficios de agruparlos todos en un ‘movimiento’, aunque también soy consciente de que puede ser contraproducente. Los clientes empiezan a llamar pidiendo que hagamos sus sites ‘web 2.0′ sea o no adecuado y, de repente, todo el mundo desde las marcas de detergente hasta las aerolíneas quieren tener sus redes sociales. Creo firmemente que necesitas ver cada situación como si fuera la única de su especie, e intentar buscar la respuesta y la solución adecuada. La manera incorrecta es empezar por la solución, o una aplicación o requisito concreto. Porque eso reduce las opciones y a menudo pone las respuesta correcta fuera de tu alcance.
Esta cosa de la branded utility me hace sentir como una de esas tendencias. Estoy de acuerdo con algunas de las opiniones pero es erróneo pensar que se trata de un fenómeno nuevo. En muchos casos puedes sustituir esa expresión por “servicio”, y durante mucho tiempo las empresas han ofrecido servicios como medios de alcanzar al cliente con sus marcas y mensajes. ¿Es una bolsa con una marca impresa una branded utility? Probablemente, sí. Sin embargo, el debate puede ser útil en conseguir que determinados tipos de industria salgan de sus costumbres de publicidad más intrusiva, y eso sí que sería un paso en la dirección correcta.

Como encajan en una única compañía todos los productos Poke (Hulger, Global Rich List, el trabajo comercial, etc)? ¿Hay una estrategia detrás o simplemente un trabajo más intutitivo y creativo?
Todo lo de Hulger funciona por separado, en cuanto que es una idea que tuve y llevé a cabo como hobby, fuera de la empresa. Cuando la cosa se puso más seria me busqué un socio que lleva el día a día, ahora además tenemos a otra persona a tiempo completo ayudando en Hulger. Es una oficina separada a la vuelta de la esquina. Si lo hubiera tenido que hacer a través de Poke, dudo que hubiera llegado tan lejos. El problema con la organización de la agencia es que el trabajo con clientes siempre es prioritario, lo cual complica centrarse en otros productos, sean físicos o para la web. Teabuddy trataba en realidad de hacer un poco de broma, aunque si lo miras ahora, más de tres años después, tenía todos los ingredientes de un sitio web 2.0, tanto los aspectos sociales como el tratamiento gráfico. No nos llevó mucho tiempo y encajaba en un período tranquilo de la agencia, igual que Global Rich List. Los últimos dos años hemos estado muy ocupados, así que no hemos producido nada para nosotros mismos aparte del sitio Cock-a-doodle.co.uk, que surgió de una conversación sobre el afán juvenil de dibujar penes en clase y luego hacerlos parecer objetos inocuos a toda prisa cuando un profesor o un adulto se acercaba.

escrito por Cristina Díaz a las 5:18 pm  

No hay comentarios »

No comments yet.

RSS feed para comentarios en este post. TrackBack URI

Deja un comentario